Lo Ultimo | betty la fea | Betty | actualidad

Así es la escena de Betty La Fea que estaría prohibida hoy en día

Betty La Fea fue una telenovela que logró un gran éxito hace veinte años atrás. Pero algunas de sus escenas, no serían aceptadas en la actualidad.

"Betty La Fea" fue una de la telenovelas que más éxito tuvo en Latinoamérica y aunque los fanáticos no se cansen de ver a Betty, en diferentes escenas, en la actualidad, algunas no tendrían la misma aceptación.

Hace 20 años atrás, cuando se estrenó la telenovela, las luchas de género y el activismo por la belleza no hegemónica aún no eran fuente de polémica y de discusión. Por esta razón, puede decirse que la ficción “Betty la Fea” debería modificar ciertas escenas para que los televidentes no sientan el contraste de las épocas.

En su versión mexicana y colombiana, actualmente la tira podría ser una fuente de controversias por poseer algunas escenas que van en contra de los territorios conquistados por las mujeres.

Una de las escenas que no podría emitirse en la actualidad

A principios de los 2000 habían algunos temas que no estaban en discusión, tales como la igualdad entre hombres y mujeres, el empoderamiento de la belleza y los cuerpos no hegemónicos, entre otros.

Precisamente, en uno de los episodios de la tira latinoamericana, el exdirector de la empresa se dirige de manera agresiva hacia su asistente, llegando hasta desplegar violencia física sobre ella, estirando su cabello.

Ese momento fue provocado luego de que uno de los personajes principales “Armando”, el ex director de la empresa, le pide la lista de las llamadas recibidas durante su ausencia pero “Betty” no puede atender a su pedido dado que ella prestaba servicios al nuevo director de la empresa, “Roberto”.

Pero tal fue la reacción del ex director de la empresa, que la terminó amenazando con desplazarla de la compañía cuando éste recupere la presidencia. Pero su agresión no solo fue verbal dado que se aproximó a la mujer para sujetarle el pelo y amenazarla de que mientras él siguiera en la empresa ella debía recibir sus llamadas.

Aunque la historia de la novela fue un éxito en la televisión, actualmente, escenas como estas ya no podrían volver a emitirse, dado el grado de violencia que se intenta evitar en los programas de televisión. Actuaciones como estas, en donde se normaliza la agresión de un hombre hacia una mujer en el ámbito laboral, no resistiría a las críticas del público.